Feeds:
Entradas
Comentarios

Archive for 2/03/11

Ficha de la editorial

OPINIÓN DE JOSEPH B MACGREGOR

La filosofía judía, una guía para la vida es una de esas pequeñas joyas literarias con las que uno se topa inesperadamente y que he disfrutado mucho no sólo porque todo lo que se expone a lo largo del libro me toca de manera muy profunda ya que aunque  no se cuestiona en ningún momento la existencia o no de Dios, si que me parece interesante el modo como los diferentes filósofos analizados por Putman abordan la relación entre el hombre /creyente y Dios y el compromiso que dicha conexión conlleva aparejada para con los que nos rodean / el prójimo.

En los primeros capítulos Harry Putman (http://www.alphadecay.org/autor/hilary-putnam) se define como un hombre de ciencia, racionalista. Se considera un filósofo de la ciencia y un lógico matemático  y no especialmente preocupado por los rituales y creencias hebraicas.  Sin embargo, a partir del momento en que tanto su esposa como él se comprometen a participar actividad en la formación religiosa de su hijo, que va a celebrar próximamente la ceremonia del Bar Mitzvá ,  comienza a plantearse de qué modo conjugar su profunda fe en lo científico con el redescubrimiento de sus raíces y creencias judaicas: “Qué saqué, qué podía sacar, filosóficamente, de las actividades religiosas de las que había decidido formar parte? (pág. 15). En definitiva, intenta conjugar su  “vena religiosa” con el concepto materialista del mundo que poseía en aquellos momentos: “La respuesta es que no lo hacia: era completamente ateo y, no obstante, creyente. Me limitaba a mantener separadas ambas partes de mi vida.” (Pág. 17). De ese modo, Putman se aleja de un tipo de filosofía racional y dogmática y se muestra a favor de una más cercana y humanista.

Como la existencia de Dios no puede ser demostrada por medio de la filosofía racional la única manera (o al menos la más práctica para estos filósofos judios) de hacer ésta más plausible es mediante la relación de Lo Divino con cada cuál (o lo que es lo mismo Dios existe para el que cree en Él). Por lo tanto, sólo a través de una filosofía de la experiencia, Dios puede hacerse mucho más palpable.  Se trata por tanto de una filosofía como forma de vida y que en el caso de los autores analizados por Putman (Rosenzweig, Buber, Levinas y Wittgenstein) se  concluye a partir de una profunda creencia en la Ley Hebraica,  y en una entidad superior que se comunica con el creyente (y viceversa)  y de cuya existencia se deriva una actitud, un estilo de vida. En lo que difieren cada uno de ellos es en el modo en cómo se produce esa interconexión  y en las consecuencias que tienen para el creyente dicha experiencia personal con respecto a los demás.

Con respecto al primer aspecto, para  Rosenzweig la relación con Dios no puede ser nunca de Yo-Tú ya que considera un error “humanizarlo”. De hecho, cualquier teología que intentar hacer humano a Dios la considera una “teología atea” debido a que la separación entre Dios, Hombre y Mundo es absoluta.

Por el contrario Buber considera imprescindible para el creyente dirigirse a Dios ya que: ” Si uno tiene la suerte de experimentar una relación Yo-Tú con Dios entonces verá como todas las demas relaciones (positivas) Yo-Tú quedan subsumidas en esta religión”. Dios es diferente a cualquier persona humana pero no cree que exista un abismo insalvable entre éste y el creyente. De esta conexión se deduce una actitud de ayuda hacia los que nos rodean que debe ser recíproca.

Por último para Levinas: todo lo que sabemos acerca de Dios es lo que nos pide: uno total disposición a ayudar al otro” y sólo a través de los demás podemos comunicarnos o relacionarnos con la Divinidad, encuentro con el otro que Dios exige. Este compromiso con los demás no es sólo con las personas que provocan simpatía, con allegados o con las personas que queremos (como defendía Buber) sino con toda la humanidad. Pero esta ayuda a los demás no se produce por voluntad propia sino porque Dios lo ordena y el creyente debe asumirlo y aceptarlo (decir hineni: lo acepto) aunque en ocasiones no comprenda porque le pide que haga tal cosa; es decir el creyente debe a estar siempre a su disposición, incluso dispuesto al martirio.

Putman expone en los capítulos finales sus puntos de contacto y objeciones a cada uno de estas teorías; de hecho define a cada uno de ellos como “filósofos negativistas”: “Me he referido a Arístoteles. Fue él quien nos enseñó que, para amar a los demás, primero es necesario amarse a uno mismo. Esta idea resulta completamente ajena al pensamiento de Levinas para quien, según parece, todo lo más que puedo hacer es verme como alguien que es amado por las personas a las que amo. Pero creo que Arístoteles tenía razón.” (Pág. 151).

Desde mi punto de vista – y esto es una opinión muy personal – no pienso que el hecho de creer en un Ser Superior tenga por que llevar aparejada una forma de vida, una actitud o un compromiso hacia los demás  o unas leyes éticas o morales. Creo que el respeto hacia los demás, la ayuda y el compromiso social nace de la voluntad de cada cual no porque nos digan que debamos de ser buenos o porque Dios nos lo ordene. No hablo de filantropía sino de que una cosa no tiene porque tener que ver con la otra. Uno puede tener una esperanza de que hay algo más en esta vida, que esto no se acaba con la muerte pero no por ello deba cumplir unos mandamientos divinos o ayudar a alguien porque “siento que Dios me lo pide”. Sin embargo, si es cierto que semejante creencia mueve a muchas personas a hacer el bien y por lo tanto me parece que quién  piense lo contrario tienen mi respeto y mi admiración tanto si lo hacen por impulso religioso,  porque siente que es Dios quién se lo pide, como quién lo hace por motivos altruistas. Para mí, las dos actitudes poseen el mismo valor.

(C) Joseph B Macgregor

Anuncios

Read Full Post »

Fecha de publicación: 11/01/2011
736 páginas
ISBN: 978-84-08-09727-3
Código: 10000485
Formato: 13 x 21,5 cm.
Encuadernación: Tapa dura sin s/cub. (cartoné)
Colección: BackList Selectos
Editor: Edición al cuidado de Daniel Martino.

FICHA DE LA EDITORIAL

OPINIÓN DE JOSEPH B MACGREGOR

“Existió de verdad alguna vez Jorge Luis Borges? Hace cierto tiempo una revista francesa publicó la siguiente noticia: Borges no había existido nunca, había sido una impostura organizada por algunos escritores argentinos, entre ellos Adolfo Bioy Casares, que fue como todo sabemos muy amigo y co-autor con él. Quién había representado el papel de Borges , es decir ese señor con mala vista, con bastón, con un hablar dubitativo….era un actor italiano que de tanto hacer de Borges se había creído Borges.  Sea real  o no el anuncio me parece muy borgiano y muy cervantino además. Borges siempre tuvo la sospecha de ser un escritor apocfrífo que figuraba en los antologías como un escritor menor y que había llegado tarde a la historia de la literatura.” (Blas Matamoro. A propósito de Borges. TVE2. 18-07-2010)

Tan inquietante como esta anécdota, narrada por el escritor argentino Blas Matamoro en el documental A propósito de Borges, emitido en TVE2 en varias ocasiones, me resulta la idea de que Adolfo Bioy Casarés dedicara cuatro décadas de su vida a anotar en forma de dietario todas las conversaciones mantenidas con su amigo Borges. Si realmente éste fuera una invención del primero, BORGES (el libro) podría servir perfectamente como apoyo a tan increíble posibilidad porque quién en su sano juicio emplearía parte de su tiempo en semejante afán: apuntar lo que otra persona dice, comenta, opina sobre cualquier tema, conocidos, lecturas… todos los días si ésta no fuera un personaje construido por su fantasía. Borges, el autor, podría adoptar perfectamente el rol de amigo imaginario de Bioy Casarés.  Ambos parecen en muchos momentos una versión argentina de Holmes (Borges, erudito, irónico, mordaz, algo pedante y criticón, obsesionado por la palabra precisa, por la frase brillante, el comentario oportuno) y Watson (sintiéndose aprendiz y algo inferior al maestro; el Sancho Panza perfecto para un Quijote vocacional).

Borges, me parece un libro imprescindible y reservado para fans absolutos e irredentos del autor, aunque – y eso que se trata de una selección de un original de 1700 páginas al que el editor, Daniel Martino, ha despojado de comentarios localistas o demasiado privados – no todo lo que aparece posee desde mi punto de vista idéntica relevancia. De hecho, se alternan textos que considero muy pueriles o de escaso interés con otros que si aportan muchos datos sobre gustos, filias y fobias, fuentes de inspiración, opiniones, obsesiones… netamente borgianas. En ese sentido a veces potencian su leyenda y en otras ocasiones lo humanizan,  lo trivializan o directamente lo desmitifican; al fin y al cabo es lo que distingue a Borges de cualquier otro autor sus contradicciones, su afición por los espejos, los dobles o los laberintos.

Opino que al Borges verdadero haya que descubrirlo primero en sus libros, en sus cuentos y sin duda éste es el que más me interesa y motiva. No me interesa tanto si Madame Bovary le parecía una novela insulsa o lo que opinara sobre lo que dijo en un momento una persona X  (léase autor, conocido o vecino) o sobre un artículo político o literario. Sin embargo, cuando se nos aportan pistas sobre fuentes de inspiración, obsesiones borgianas para mí el libro adquiere un mayor interés.

En ese sentido, la inclusión de un glosario final y un índice analítico permite la búsqueda de temas concretos (es decir, no es necesario leer el libro de manera lineal) e insisto para los que siempre nos hemos declarado fans absoluto de sus cuentos, sus ensayos o sus poemas este libro es una auténtica joya en una edición de Backlist muy cuidada.

JOSEPH B MACGREGOR


Read Full Post »

FICHA DE LA EDITORIAL

Opinión de Joseph B Macgregor

Tengo que confesar que antes de leer este libro mi conocimiento sobre Luis Alberto de Cuenca era muy limitado y superficial. Conocía su faceta como tertuliano en programas cinematográficos o literarios como Qué grande es el cine de José Luis Garcí, Las noches blancas de Sánchez Drago o en publicaciones de culto como la revista de cine Nickelodeon.  De Cuenca se me aparecía siempre como un sujeto peculiar, muy culto, con un sentido de la erudición nada pedante, elegante y educado, sobrio y mesurado pero a la vez apasionado con aquellos libros, cómics o películas por los que demostraba su fascinación. Tampoco desconocía su afición por las librerías de viejo, los libros “raros”, su labor como traductor de obras de culto de la literatura y en consecuencia su faceta como divulgador de joyas literarias que de no haber sido por él no habrían sido publicada nunca en nuestro país.

El único libro que tenía hasta este momento en mi biblioteca relacionado con Luis Alberto Cuenca es un suerte de Trilogía Poetico-Galáctica , dirigida y coordinado por el autor, y que atiende al sugerente título “Que la fuerza te acompañe” (El Gaviero, diciembre de 2005), recopilación de una serie de poemas  inspirados en la  célebre saga cinematográfica  de Star Wars,  firmados, entre otros, por  Lorenzo Oliván, Raúl Quinto, Elena Mendel, Javier Rodríguez Marcos, Antonio Lucas, Vanesa Pérez-Sauquillo o Ana Merino, un libro bastante curioso e insólito.

En ese sentido, los textos incluidos en Alrededor de Luis Alberto Cuenca sirven, en primer lugar, no sé si para hacer justicia pero si al menos para completar aún más el perfil de un autor que considero todavía bastante desconocido en nuestro país; no creo que mi caso sea único o nada extraordinario, y cuya importancia como autor y poeta me parece, a juzgar por los artículos leídos, digna de revindicar.

Es cierto que el libro resulta una suerte de panegírico en torno a la figura de Luis Alberto ya que todos son loas y alabanzas en torno a su persona pero no es menos cierto que cada uno de ellos – en su inmensa mayoría – coinciden en una serie de puntos que no pueden ser producto de la simpatía, amistad o el compromiso de los firmantes. Por citar dos ejemplos: su aportación en la vanguardia poética española como un autor inclasificable o difícil de encajar en ningún grupo poético concreto de su época (debido a un estilo muy personal, diferente y absolutamente reconocible)  y su importancia como precursor en su reivindicación de lo mítico, las sub-literaturas, el cómic o el cine como excusa para hacer literatura. Personajes de tebeo, de cine, de novelas de evasión, etc. aparecen en sus textos no sólo a modo de cita sino como esencia o fuente de inspiración. Siendo un hombre de gran cultura, huye de lo críptico o del elitismo para hacer una poesía cercana y con la que es fácil identificarse. En definitiva, un libro que provoca gran interés por conocer y profundizar en su obra, no sólo poética sino también en sus traducciones, ensayos literarios, etc.

JOSEPH B MACGREGOR

 

Read Full Post »

Read Full Post »

Estimados amigos:

Os informamos que ya está a la venta la novela “Las Graves Planicies”, finalista del premio Minotauro, de Antonio Santos. Con esta novela, además se inaugura la nueva colección Arrakis Ficción, destinada exclusivamente a ciencia ficción.

SINOPSIS:

Alex, atleta, narcisista, incansable seductor, aspirante a estrella y frecuentador de la alta sociedad despierta un día en Marsoon, un extraño planeta donde conviven el peligro y lo extraordinario.

Acosado por los feroces nativos, consigue escapar gracias a Max, un avinagrado misántropo. Gracias a él descubre que Marsoon es un cementerio de viejas glorias de la ficción, un planeta dónde recalan cuando decae su reputación. Pero estos personajes, ficticios para Alex, son personas reales en sus fantasías de procedencia, y llevan años intentando comprender por qué son abandonados en Marsoon, y cómo escapar del planeta.

En compañía de personajes que Alex creía que eran meras fantasías en su mundo de procedencia, se enfrentará a los aborígenes del planeta en una guerra desencadenada por la princesa Idris Coriolis, epatante belleza nativa, consecuencia de un devastador complot creado por el más reciente exiliado al planeta: John Forson.

Las graves planicies, planteada originalmente como sátira de algunos de los recursos narrativos del space-opera, se fue transformando conforme avanzaban en un sincero reconocimiento al pulp. Novela llena de ironía, humor, acción, no está exenta de crítica social y observaciones sobre el racismo.

Aunque autoconclusiva, es la primera de una saga de cinco novelas, cada título más ambicioso que el anterior, y perfecto ejemplo del concepto del “Prisma Universo” que el autor, Antonio Santos, ha urdido a lo largo de los años para dar mayor coherencia al conjunto de las “historias de la frontera”.

Las Graves Planicies fue finalista en el premio Minotauro 2009.

Toda la información sobre este libro, además de un avance editorial, se puede encontrar en la página web de la editorial: www.grupoajec.es , y un anticipo en: http://www.grupoajec.es/index.php?option=com_sobi2&sobi2Task=sobi2Details&catid=3&sobi2Id=153&Itemid=

Y en BEM:

http://www.bemonline.com/portal/index.php/avances-editoriales-fondo-34/1630-las-graves-planicies-de-antonio-santos

Ficha Técnica:

Título: Las Graves Planicies / Los Postépicos 1

Autor: Antonio Santos

Portada: CalderonStudio

Precio: 16,95 €

Tamaño: 23×16 Cm

Páginas: 288

Isbn: 978-84-96013-50-6

Colección: Arrakis Ficción

Antonio Santos, 1967, escritor. Finalista del premio UPC de Relatos de Ciencia Ficción en 2003, con obra publicada por editorial, y del premio Minotauro de Novela de Ciencia Ficción convocado en 2009 por Las graves planicies. Es autor de las novelas Factoría Cinco (Ediciones B, S.A.) y Recalibrados (Viaje a Bizancio Ediciones). Recientemente ha visto publicado el primer capítulo de una novela sobre zombis, Patrulla de tumbas, que aparecerá por entregas. También ha desempeñado una vasta labor en el ámbito publicitario y el cómic, como coordinador de festivales (Primeras Jornadas el Cómic en Sevilla) y como faneditor y dibujante (Edisiones Gaspasho: Er Comi; Producciones Desperadas: Coronel Calavera, BlitzTeam), hasta el punto de haber trabajado con el personaje Judge Dredd para la prestigiosa revista británica 2000AD. Ha presentado proyectos ante Marvel, DC Comics y Crossgen, intento extendido a distintas Editoriales españolas y europeas. También es crítico de cómic en la revista web Tebeosfera.com, en la que mantiene una sección fija. Pretende extender su actividad al medio audiovisual, siendo autor de storyboards y guiones cinematográficos. Su próximo proyecto literario, alternado con la saga de Las graves planicies, es una novela histórica sobre Billy el Niño.

En su popular blog: http://unahistoriadelafrontera.blogspot.com/, el autor expone su labor gráfica, así como su talento como crítico al comentar cómics, novelas y películas.

La novela se puede comprar en librerías y grandes superficies. Para más información se puede escribir a grupo_ajec, y en la página web www.grupoajec.es

www.grupoajec.es

La mejor ciencia ficción y fantasía en Grupo AJEC

Read Full Post »

COMUNICADO DE PRENSA

Un ensayo de Ignacio Maciel editado por Almuzara marida el Zen y la degustación del vino

Sevilla, 2 de marzo de 2011.- En este sugestivo y delicioso libro del argentino Ignacio Maciel, El Zen y el arte de degustar vinos, su autor recorre un sendero poblado por curiosos personajes que nos mostrarán de primera mano qué es el Zen, en qué consiste, y su sorprendente vínculo con el arte y placer de degustar vinos. Atendiendo a sus profundas raíces, que se remontan a los albores de la historia de la Humanidad, este ensayo nos descubrirá cómo se imbrican dos mundos en apariencia dispares, pero que se complementan y fecundan de un modo casi mágico.

Como recoge en su prólogo el reputado chef Ferrán Adriá, “a través de la filosofía zen, haciendo uso de sus conocimientos milenarios y algunas de sus técnicas (como el zazen), la obra de Ignacio Maciel revela la sutil conexión entre dos formas del espíritu, dos orbes distintos pero con numerosos y sugerentes puntos de contacto”.

El lector descubrirá así en sus páginas los siete preceptos que le ayudarán a disfrutar, aún más de lo esperado, de la maravillosa experiencia de degustar el vino; pero también a atender a las pequeñas cosas que usualmente pasamos por alto, y que encierran en su interior el secreto de la verdadera felicidad, porque según Maciel “beber vino es una buena forma de degustar la vida”.

Ignacio Maciel (Argentina, 1977) ganó a los catorce años su primer concurso literario. Desde entonces se dedicó a la literatura en cuerpo y alma. Fue editor de la revista literaria El Brujo de la Risa Fatal mientras cursaba estudios de Literatura, Filosofía y Periodismo. Después de numeroso viajes por Latinoamérica y Europa publicó Fragmentos del Extravío, La Alquimia de Arthur Rimbaud y Los muros. Desde su juventud asiste a seminarios y prácticas de Zen y, enamorado del vino, sigue cursando estudios de sommelier.

José María Arévalo López de Ontiveros

Director de Comunicación

Editorial Almuzara, Berenice, Arcopess, Toromítico

Teléfono 639 14 98 86

jarevalo

Read Full Post »

Iniciamos las presentaciones oficiales en tiendas de la obra Esclavo de la Rosa de Javi Cuho y Van Durán, que está suscitando unas primeras impresiones geniales, con un nivel muy alto de guión y dibujo. De hecho en nuestra web se ha colocado con solo cinco días entre el número tres de ventas y seguimos realizando envíos, tanto a las distribuidoras como a particulares.

La primera de las presentaciones se realiza en Barcelona, de la mano de Javi Cuho su creador e ideólogo de la misma, os dejamos la información con la invitación:

http://nowevolution.blogspot.com/2011/03/esclavo-de-la-rosa-presentacion-en.html

Su trailer

Su información completa

Esperemos os parezca interesante para su difusión, muchas gracias, os daremos más la lata con las presentaciones que ya hay pactadas en Santiago de Compostela con Van Durán a finales de este mismo mes.

Saludos y gracias

Rubén

Encuéntranos en:

http://www.nowevolution.net

http://nowevolution.blogspot.com/

https://twitter.com/nowevolution

http://nowevolution.deviantart.com/

Perfil de Facebook:

http://www.facebook.com/nowe.volution

Read Full Post »

Older Posts »

A %d blogueros les gusta esto: